TAPONAMIENTO CARDÍACO POR EFUSIÓN PERICÁRDICA HEMORRÁGICA SECUNDARIO A HEMANGIOSARCOMA (SEGUNDA PARTE)

 

HEMANGIOSARCOMA:

El hemangiosarcoma es un tumor maligno de estirpe mesenquimatosa que se origina en las células endoteliales precursores. Supone el 7% de los tumores del perro. La edad media de presentación es a los diez años, siendo más frecuente en las razas grandes, con mayor predisposición en el Pastor Alemán, Golden Retriever, y Bóxer, la forma cutánea está sobre representada en animales de capa blanca, así como en el Pitbull, Beagle, Dálmata, Saluky, Pointer y Whippet.

Los principales sitios en donde se desarrolla son el bazo, (40-45% de los tumores esplénicos) y el atrio derecho cardiaco (69% de los tumores cardiacos), hígado y piel, cutáneo y subcutáneo, (la forma cutánea constituye el 2,3-3,6% de los tumores de piel)

La mayoría de los hemangiosarcomas son tumores agresivos con un alto potencial de metástasis de invasión de los tejidos los principales puntos de metástasis son el hígado, pulmón, peritoneo, músculo, tejido linfático glándula adrenal y diafragma se asume que el 80% de los perros con hemangiosarcoma presentan metástasis en el momento de diagnóstico.

El hemangiosarcoma esplénico metastatiza con más frecuencia al pulmón por vía hematógena, a hígado y omento por diseminación hematógena o por implantación tras una hemorragia. Por otro lado, el hemangiosarcoma cardíaco se disemina con más frecuencia a pulmón (34%), bazo (17%), pericardio (8%), subcutáneo, riñón, mesenterio, intestino, omento, cerebro, adrenales, peritoneo y ganglios linfáticos. el 25% de los hemangiosarcoma esplénicos presentan también Hemangiosarcoma en el atrio derecho sin saber a ciencia cierta si se trata de una presentación multicéntrica o de metástasis. Cabe destacar que el hemangiosarcoma cutáneo tiene un menor poder de metástasis por lo que el pronóstico es mejor que el hemangiosarcoma subcutáneo.

El hemangiosarcoma presenta un comportamiento biológico muy agresivo, tanto por su velocidad de crecimiento, como por la rápida diseminación a otros órganos. La presentación cardíaca se diagnostica normalmente por derrame pericárdico, taponamiento cardiaco y signología de falla cardiaca derecha, como disnea, letargia, distensión abdominal, colapso, intolerancia al ejercicio tos etc.

Debido a la fragilidad que presenta esta neoplasia, muchas veces el diagnóstico se realiza cuando el paciente se presenta en el servicio de urgencias debido a la signología relacionada con sangrados agudos de las masas, ya sea taponamiento cardiaco, en lesiones cardiacas y shock en lesiones intraabdominales. Cuando esto se presenta es necesario realizar Laparatomía exploratoria y esplenectomia o drenaje pericárdico, técnicas que son tanto diagnósticas como terapéuticas.

Cuando no se trata de una situación de urgencia lo primero a realizar es una citología de la masa o de las efusiones sin embargo el diagnóstico citológico puede ser complejo y muchas veces imposible, ya que la mayoría de los hemangiosarcomas, presentan un crecimiento en forma de canales vasculares irregulares, o formando cavernas por lo que es frecuente que sólo se encuentre sangre en las extensiones citológicas. Por otro lado, la presentación sólida exfolia células de estirpe mesenquimal similares al resto de los sarcomas, esta imposibilidad de diferenciar el hemangiosarcoma de otros sarcomas puede ser importante ya que les hemangiosarcomas tienen un potencial metastásico muy superior al del resto de los sarcomas de tejidos blandos.

Por todo esto para el diagnóstico definitivo es imprescindible el estudio anatomopatológico. Para evitar resultados no diagnósticos, se requiere de la toma de varias muestras de una misma lesión, con el fin de evitar resultados falsos negativos.

Esta neoplasia la mayoría de las veces requiere una actuación de urgencia con el objetivo de estabilizar al paciente, debido a la alta incidencia de hemorragias. El tratamiento de elección es la cirugía siempre que sea posible, aunque como terapia únicamente mejora los tiempos de supervivencia y menos del 10% de los pacientes alcanzan el año de supervivencia cuando la cirugía es el único tratamiento. Por lo tanto, el fin principal de la cirugía es paliativo, al eliminar la enfermedad macroscópica y evitar que se produzcan más hemorragias.

TRATAMIENTO:

Uno de los primeros protocolos quimioterapéutico descrito para el manejo del hemangiosarcoma se basó en la combinación de Vincristina y Ciclofosfamida. Este protocolo no aporto diferencias significativas en la supervivencia cuando se comparó con la supervivencia de los perros tratados únicamente con cirugía, hoy el día está demostrado que este tipo de tumores mejoran los tiempos de supervivencia cuando se emplean protocolos quimioterapéuticos adyuvantes a la cirugía basados en el uso de la Doxorrubicina. Los protocolos más aceptados, VAC (VINCRISTINA, DOXORRUBICINA Y CICLOFOSFAMIDA), AC (DOXORRUBICINA Y CICLOFOSFAMIDA), y DOXORRUBICINA en monoterapia, no parecen presentar muchas diferencias entre ellos en lo relativo a supervivencia, pero si en comparación con la cirugía como terapia única.

MVZ. CERT. José Ramón Gallegos V.

 

BIBLIOGRAFIA:

1.- Baines Stephen J. Manual de los Principios Quirúrgicos en Pequeños Animales. Primera edición en español. Editorial Lexus B. T. International. China. 2015

2.- Coutto, G.; Richard, N. Medicina Interna de Pequeños Animales. Segunda edición. Editorial Intermedica.

3.- Dobson James M. Manual de Oncología en Pequeños Animales. Tercera edición en español. Editorial Lexus B. T. International. China. 2014

4.- Ettinger, S.J, Feldman, E.C. Tratado de Medicina Interna Veterinaria Quinta edición. Colombia Intermedica ,2002.

5.- Fominaya García Adrián. Atlas de ecografía clínica abdominal en pequeñas especies. Primera edición. Editorial Inter-medic. Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina. 2010.

6.- Rodríguez José. Cirugía en la clínica de pequeños animales. Primera edición. Editorial Grupo Asís Biomedia. Zaragoza España. 2017.

7.- Soberano Martín. Oncología para Todos. Como tratar los tumores más frecuentes en perros y gatos en nuestros consultorios. primera edición Editorial Rayo León Guanajuato, México. 2016

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s